Homenaje al Maestro Hailiang

2036

El Maestro Hailiang acabó su Diplomatura en Farmacología por la facultad de Farmacología Antigua de Thailandia, en 1966.
Siguió con estudios de Medicina Tradicional China por la Facultad de Medicina Antigua de Thailandia, en 1969.
Marchó a Hong Kong y en su facultad de Medicina China obtuvo su Licenciatura en Medicina Tradicional China, en 1972.
Regresó a Thailandia y se instaló en Bang kok, donde fundó su Centro Médico de Acupuntura y Moxibustión en 1973, trabajando en él hasta 1990, dejando dicho centro en manos de alumnos y compañeros funcionando hasta nuestros días.
En el año 1975, la Facultad de Medicina Antigua de Thailandia lo nombró profesor asociado, trabajo que conjugó con el de su Centro Médico hasta el año 1982.
Transcurría el año 1990 cuando fue reclamado por la filial de la Facultad de Medicina Tradicional China de Beijing, aquí en España, en Amposta y Barcelona, donde se le nombró Director del Departamento de Acupuntura y Moxibustión de las clínicas Guang An Men de España hasta el año 1994.
Acabó siendo consejero honorífico de la facultad de medicina china de Hong Kong, miembro del comité de administración permanente de la asociación general de M.T.C. de Thailandia, así como secretario de la asociación general de M.T.C. de Thailandia.
Quizá, lo más relevante de él, sea lo que sólo se ha dicho y comentado de forma personal. Aquellos como yo, alumno de la primera promoción de Licenciados en Medicina Tradicional China por las facultades de Medicina Tradicional China de Beijing y Yunnan, que hemos pasado 21 años con esta sabiduría con ojos, podemos afirmar que esos tratamientos que nos volcaba de aquel libro famoso que escribió el Emperador sucesor del Emperador Neijing, el emperador amarillo, que recluyó a los cinco mejores médicos de cada provincia de China, la más pequeña es tres veces España y son 30 provincias, los encerró en la ciudad prohibida a los 150 y todos los tratamientos en los que la totalidad de los médicos estaban de acuerdo, pasaban a tan especial libro, él tenía acceso a ese libro y nos deleitaba con su sapiencia, con su experiencia y sacaba de él ese «showman» tan especial, que a día de hoy, aún podemos ver en youtoube.
Todo en su vida daba vueltas alrededor de la Medicina China, cada instante, cada movimiento, cada pensamiento estaba directamente relacionado con la Medicina China. Estar con él era estar en una constante» clase- examen», con lo que ello suponía, claro está, todo un reto, salpicado de buen humor, de chistes inteligentes y canciones de los Panchos y Armando Manzanero, su preferido.homenaje-profesor-hailiang-saebe2 Desde los pasillos de la Facultad de Valencia, en la calle Ribera, donde en los descansos de las clases los recorríamos haciendo Tai Chi y Qi Gong, haciendo que llegáramos algo tarde y sudorosos a reanudar nuestra docencia, hasta los parques y jardines de Valencia, en el río, donde sábados y domingos quedábamos para seguir aprendiendo y disfrutando de tan magnífico Maestro y tan extraordinarios conocimientos.
En estos últimos años ha tenido como ocupación, después de jubilarse como profesor docente, aquí en España, el de conferenciante sobre su forma de entender la vida, a través de la Medicina China, momentos que lo hemos disfrutado con frases y dichos como» jamón cara de Dios y vino de superman», refiriéndose al jamón de Jabugo y al vino de Ribera del Duero. Momentos y sensaciones que llegó a compartir con todo aquel que se le acercara y que jamás ha tenido un solo comentario hacia si había mucha gente o qué tipo de gente era la que se le arrimaba. Sencillo, accesible, sonriente y sobre.

Desde lo más profundo de mi alma y de mi ser, vaya para mi Gran Maestro Hailiang, este reconocimiento, este cariño y todo el respeto que siempre le he procesado con el único objetivo de que sea recordado, tal y como fue, un ser especial por el que merecía la pena estar cinco minutos con él.

«Maestro, descanse y mírenos desde donde esté, nosotros seguiremos ahí, donde nos dejó, trabajando, mejorando y evolucionando con la Medicina Tradicional China».

José Sánchez Sáez
Ldo. en Medicina Tradicional China