Agua de Mar

2620

Un gran aliado en el tratamiento de diferentes patologías

Las posibilidades terapéuticas del Agua de Mar como elemento indispensable para el desarrollo de la vida, se basan fundamentalmente en que la calidad del agua orgánica es esencial para el mantenimiento del equilibrio hidromineral de nuestras células.

El Agua de Mar tiene cualidades terapéuticas muy beneficiosas para el organismo humano, conocidas ya en la antigua Grecia y cuyo conocimiento científico fue retomado en el siglo XIX por el biólogo francés René Quinton.

Este científico demostró las virtudes terapéuticas del Agua de Mar partiendo de la teoría de que cualquier ser vivo sigue siendo un acuario marino, cuyas células nacen y viven en las mismas condiciones acuáticas en las que se originó la célula primitiva. Su base de conocimiento elemental reside en que la sangre humana tiene una composición similar al Agua de Mar.

En 1904, Quinton publicó el libro «El agua de mar, medio orgánico», donde mostraba las virtudes del Agua de Mar en inyecciones subcutáneas, intradérmicas y bucales, tanto saladas como isotónicas; esta última solución, que presenta la misma concentración de sal que la sangre, fue la que Quinton utilizó para salvar la vida de varios niños que padecían desnutrición y fuerte deshidratación a causa de diarrea.

Centrándonos en nuestros días, cabe indicar que existen diversos estudios en universidades públicas y privadas nacionales e internacionales que han constatado las propiedades y ventajas que el Agua de Mar tiene para el organismo. Para una buena salud integral es necesario recuperar el equilibrio mineral. El Agua de Mar contiene todos los minerales para el buen funcionamiento de las células y gracias a la biodisponibilidad iónica de estos elementos, se consigue reponer cualquier carencia de minerales.

Por ello, la terapia marina es una técnica de nutrición celular que se utiliza para múltiples patologías.

El Agua de Mar como ayuda en el tratamiento del Alzehimer

El Dr. Manuel Antonio Ballester, Responsable del Instituto del Deporte del Hospital USP San Jaime Torrevieja (Alicante), en colaboración con la asociación AFA Torrevieja (Alicante) dentro de su permanente línea de investigación abierta para la mejora de calidad de vida de los enfermos de alzhéimer, inició en 2007 un importante estudio con la posibilidad de aplicar Agua de Mar rebajada a la isotonía en enfermos de alzhéimer de la asociación. El doctor, que administró Agua de Mar durante 16 meses, observó que el grupo de pacientes más afectados respondió, a los tres meses, con una mayor estabilidad en la agitación del paciente. Además, casi en la totalidad de los pacientes que tomaron Agua de Mar isotónica no aparecieron resfriados ni gripes.

Partiendo de la base de que no es el método curativo de la enfermedad del alzhéimer, no tiene contraindicaciones, ni efectos secundarios y ayuda a equilibrar la nutrición celular. Aunque su aplicación en enfermos de alzhéimer es quizá algo más novedoso, este tratamiento se viene aplicando desde hace tiempo en otras patologías que se analizan a continuación como la obesidad y la diabetes.

El Agua de Mar en el tratamiento de la obesidad y la diabetes

El estudio «Anti-obesity and antidiabetic Effects of Deep Sea on ob/ob Mice», realizado por el doctor surcoreano Hwang y su equipo de investigadores del departamento de Biotecnología de la Universidad de Daegu (Corea del Sur), sentó las bases para la incorporación de la terapia marina en el arsenal terapéutico disponible para el tratamiento de la diabetes mellitus tipo 2, la obesidad y los múltiples procesos ligados a ellas.

El estudio se basó en una metodología que partió de la administración de Agua de Mar a un grupo de ratones frente a otro grupo al que se le administró agua de grifo. Después de 84 días, el grupo de ratones que tomaba Agua de Mar experimentó un descenso de peso de un 7%, de los niveles de glucosa de un 35%, así como una mejora en el test de tolerancia a la glucosa, en comparación con el grupo que tomaba agua de grifo.

La acción del Agua de Mar y sus componentes se manifestó al testar los niveles de diversos marcadores ligados a la obesidad y la diabetes mellitus tipo 2 (adiponectina, AMPK, GLUT4, resistina, FABP, PPARy). La evolución de dichos marcadores señala una acción multifactorial del Agua de Mar sobre el metabolismo de azúcares y grasas.

Alternativa complementaria a la arterosclerosis

Un estudio realizado por el Dr. Geethalakshmi Radhakrishnan del departamento de Cirugía II de la Facultad de medicina de la Universidad Kochi (Japón), ha demostrado que en el Agua de Mar existen disueltas moléculas orgánicas con acción farmacológica. El estudio muestra como una fracción del Agua de Mar extraíble con etanol y que es denominada C18-DOM, es capaz de inhibir la agregación plaquetaria al modo de la aspirina y detener el avance de la arterosclerosis (acumulación de depósitos adiposos en el interior de las paredes de las arterias).

El problema de la infertilidad

el-agua-de-mar2Debido a las características multidisciplinares del Agua de Mar, su uso también se ha demostrado positivo en los tratamientos de la infertilidad. Este problema está adquiriendo cada vez más importancia en las sociedades desarrolladas, puesto que el número de afectados es cada vez mayor. Se estima que en los países industrializados, aproximadamente un 16% de las parejas pueden tener dificultades para gestar.

A causa de este aumento, médicos independientes en colaboración con los Laboratorios Quinton, llevaron a cabo una investigación sobre la efectividad del Agua de Mar como coadyuvante en el tratamiento de la infertilidad. El estudio, realizado entre 2006 y 2011, analizó a 40 mujeres con edades comprendidas entre los 30 y los 41 años que presentaban trastornos de la fertilidad. Fueron divididas en cuatro grupos, siendo tratadas con terapias de reproducción asistida, técnicas de medicina china e ingesta de Agua de Mar.

Los resultados demostraron que el Agua de Mar en tratamientos combinados es efectiva para lograr embarazos en las mujeres con trastornos de fertilidad, además de reducir los tiempos de tratamiento.

Higiene nasal con Agua de Mar para mantener la salud de las mucosas

Otra de las patologías que han sufrido un gran aumento entre las sociedades avanzadas son las enfermedades respiratorias y del oído, tanto entre los niños como entre los adultos, debido a un alto nivel de contaminación ambiental, que produce un efecto irritativo directo sobre las vías respiratorias. Ante esto, el Agua de Mar facilita el drenaje de la mucosidad y alimenta las mucosas, estimulando su buen funcionamiento.

Un estudio llevado a cabo por el Dr. Miquel Pros, médico naturista del Balneari Respiratori, realizado a pacientes con enfermedades de las vías respiratorias y del oído, demostró cómo la higiene nasal con Agua de Mar presentaba un porcentaje de mejora de los pacientes del 93%, de los cuales un 50% no tuvieron que tomar medicación convencional.

Carácter inmunológico y complementario del Agua de Mar

Factores como el estrés, la mala alimentación, la escasa calidad nutritiva de los alimentos que consumimos, la contaminación acústica o la vida sedentaria contribuyen a debilitar el sistema inmunitario, haciéndolo más sensible a las infecciones, provocado también por el exceso en el consumo de fármacos. En este sentido, el consumo de Agua de Mar, estimula el sistema inmunitario y es antioxidante y cicatrizante.

el-agua-de-mar3Un estudio realizado por Laboratorios Quinton, en colaboración con la Universidad de Alicante, determinó que la ingesta diaria de Agua de Mar Hipertónica no produce alteraciones de las cifras de tensión arterial, además de ser perfectamente tolerada.

El Agua de Mar Isotónica es una composición cualitativamente y proporcionalmente idéntica al líquido extracelular y, por tanto, uno de los medios más naturales para ayudar al sistema de regulación biológica, nutrir y oxigenar las células y participar en la recuperación correcta de las funciones del cuerpo. Su uso es recomendable en el ciclo menopáusico, tal y como avala la Sociedad de ginecología y Obtsetricia (SEGO).

Para concluir, me gustaría indicar que la similitud entre la sangre humana y el Agua de Mar permite una regeneración celular completa. Por ello, el uso del Agua de Mar en el tratamiento de estas y otras muchas patologías, no pretende curar, sino restablecer la homeostasis de nuestro organismo, ya que su alteración deriva en infinidad de patologías.

Dr. Juan Alberola
Ldo. en Farmacia y Director Farmacéutico de los Lab. Quinton