Profundizando en la Terapia Energética Integra los microsistemas

3171

Como señalábamos en el número anterior de la revista TEI son siglas multisignificado o polisignificado que podemos presentar como Terapia Energética Integrativa pero también como Terapia Energética Integradora o Terapia Integral. En definitiva se trata de aglutinar una combinación de sistemas de terapias en la que el mínimo común denominador es la supereficacia. En la TEI utilizamos todas las técnicas que han sido validadas por la experiencia de décadas o de siglos sin importarnos si las técnicas que utilizamos están o no demostradas científicamente sino simplemente si curan. Y una de las herramientas de la que disponemos y que más frecuentemente utilizamos es el uso de los microsistemas.

Un microsistema es un área somatotópica una zona en una parte pequeña del cuerpo –oreja, cráneo, cavidad oral, manos e incluso pantorrilla– que está interconectada con la totalidad del organismo y desde la cual mediante neuroreflexoterapia con masajes agujas y láser se puede influir en los distintos órganos y funciones a través de puntos directamente correlacionados.

De esa manera los puntos de los microsistemas funcionan como puntos de tratamiento a distancia incluso si el sitio de dolor o disfunción no es accesible a nivel local.

itaka
Los microsistemas han experimentado un impulso increíble en los últimos años simplemente porque son eficaces, rápidos, de fácil aprendizaje –cualquier terapeuta, médico, enfermero o simplemente alguien educado en ciencias puede aprenderlos fácilmente en un tiempo récord– compatibles con cualquier otro tratamiento convencional o no y perfectamente explicables desde las ideas globales de la neurofisiología y de la neurología en general. Los microsistemas no pueden devolver la integridad a las estructuras dañadas pero si mejorar la función y aliviar el dolor. De esta manera por ejemplo una persona puede esperar durante mucho más tiempo a ponerse una prótesis en la cadera o en la rodilla sin sufrir dolores o sin tener que ingerir grandes cantidades de fármacos hasta que llegue el momento de la intervención.

Los microsistemas también podrían encontrar un respaldo teórico en la teoría de los sistemas fractales o bioholográficos. Así lo intuyó el investigador chino Yin-Qing Zhang al formular en 1973 en su teoría del ECIWO (Embryo Contains the Information of the Whole Organism) según la cual cada parte del tejido embrionario contiene la información del organismo entero.

Según la geometría las estructuras fractales reflejan la estructura general en todos los detalles y de ellas pueden encontrarse numerosos ejemplos en la Naturaleza siendo así el hombre tendría también una estructura fractal o bioholográfica. Muchas estructuras anatómicas como el pulmón, el corazón, el sistema circulatorio han sido reconocidas como fractales, es decir, tienen una estructura que refleja el todo. Los microsistemas individuales podrían ser por tanto una manifestación de la estructura holográfico-fractal del organismo lo que permite nuevas posibilidades de diagnóstico y tratamiento.

De entre todos los microsistemas del que más se ha escrito y hablado es del que dibujo el francés Paul Nogier en la oreja en 1950 y que dio lugar a la auriculoterapia pero además existen otros menos conocidos los puntos Y de acupuntura del cráneo de Yamamoto el microsistema coreano de la mano el microsistema de las piernas de Rudolf Siener y el microsistema de la cavidad oral que son los que describiremos mínimamente a continuación.

Acupuntura craneal

A comienzos de la década de 1970 Toshikatsu Yamamoto médico internista de origen japonés anestesista educado en universidades occidentales y muy interesado en el fenómeno del dolor y parálisis descubrió varias zonas somatotópicas en el cuero cabelludo a partir de las cuales desarrolló un método funcional e integral de diagnóstico y terapia fácil de aprender y de rápidos resultados. El microsistema de Yamamoto es especialmente interesante para todo lo que tiene que ver con el dolor y a través de su acupuntura craneal podemos obtener resultados increíbles en algunos casos de daños por parálisis, hemiplejías, tetraplejias en muchos pacientes que incluso estando en silla de ruedas han vuelto a dar pasos. El ictus y sus secuelas son fácilmente mejorables con un resultado muy superior a todos los demás métodos incluida la propia acupuntura clásica o la acupuntura craneal china que hasta ahora era lo mejor para tratar problemas neurológicos. También es especialmente eficaz para el alivio de muchos dolores crónicos difícilmente tratables.

A diferencia de otros microsistemas en Yamamoto encontramos puntos de diagnóstico y puntos de terapia para los órganos y puntos de diagnóstico y puntos de terapia para las estructuras del cuerpo, columna, cuello, lumbares, cadera, etc., así como otros puntos de función vinculados a la medicina oriental pero mucho más esquematizados más occidentalizados. Básicamente están todos en la zona del cráneo aunque hay también algunos puntos periféricos en la espalda, en el abdomen. Los puntos de diagnóstico se encuentran en el cuello y en el vientre y los puntos de tratamiento principales están en la cabeza en la cara lateral del cráneo los que corresponden a los órganos y a las funciones y en la frente o en la nuca los que corresponden a lo estructural:

  • cuello
  • columna vertebral
  • músculos
  •  etc.

Además hay puntos específicos para los órganos de los sentidos:

  •  ojos
  •  nariz
  •  oídos

Desde por ejemplo se pueden realizar unos tratamientos para el ruido de los oídos que destacan por su eficacia con resultados que no son equiparables a ninguna de las terapias conocidas incluida la medicina convencional. En el tinitus o acúfeno también en la pérdida de la audición y en general en los problemas del equilibrio se consiguen resultados impresionantemente buenos.

El sorprendente microsistema de Siener

Rudolph Siener fue un naturópata alemán especialista en terapia neural que a consecuencia de un accidente sufrió muchos dolores de espalda. A veces los dolores le irradiaban a las piernas por lo que en una ocasión para aliviar los dolores de la pierna se infiltró procaína observando como el dolor de la espalda cedía. Empezó a investigar las teorías de Zhang y el ECIWO sobre la representación de todos los órganos en los huesos largos y a partir de ahí construyó una somatotopía orgánica muy completa que ha continuado siendo desarrollada por sus alumnos desde su muerte en 1993.

La cabeza está representada en la rodilla y la cara en la rótula. La zona tibial craneal y los músculos adyacentes corresponden a los órganos del tórax y la región central inferior de la pierna a los órganos abdominales superiores e inferiores. Los órganos internos de las mitades izquierda y derecha del cuerpo se encuentran en la pierna izquierda o la derecha inferior respectivamente. El hígado se encuentra en la pierna derecha y el bazo se encuentra en la pierna izquierda. La glándula mamaria está en la pierna en la región del canal del estómago lo que representa también una relación directa con la proyección de fondo ocupa los dos piernas en sus mitades inferiores y es por tanto una zona muy cómoda para trabajar porque nos permite palpar y buscar con mucha comodidad los puntos testigo a diferencia de la oreja donde un milímetro arriba o abajo puede cambiar el tratamiento y el resultado. El método Siener proporciona resultados muy rápidos y muy eficaces sobre todo en el dolor y en los problemas estructurales muchos problemas posturales y de estática que acaban produciendo dolor crónico vertebral mejoran muy rápidamente tratando la zona de la estática de Siener en el pie que por cierto coincide con las zonas de la reflexoterapia podal. La somatotopía de Siener y del pie comparten la zona del soax la cadera y todos los puntos de la parte inferior de la pelvis.

La mano coreana

En este microsistema los doce canales de la medicina china así como los puntos reflejos de los órganos internos y las funciones y la estructura del esqueleto están representados por una multitud de puntos en la palma y el dorso de la mano. Sin embargo la coreana no es la única escuela que entiende la mano como un microsistema y no todas coinciden en la relación entre puntos y órganos.

Hay al menos cuatro escuelas que sitúan un área somatotópica en la mano pero lo que nos interesa es qué punto de cada escuela funciona mejor en cada momento. En determinadas patologías la cadera coreana de la mano funciona mejor que en el microsistema de Eunice Ingam y en cambio para los niños que se hacen pis en la cama nos funciona mejor el punto chino de vejiga en la mano que el punto coreano. En general la mano produce un resultado muy rápido que frecuentemente se complementa con tratamiento en los otros microsistemas.

La mano se presta muy bien a que la gente se trate sus propias dolencias precisamente por su accesibilidad. Los coreanos por ejemplo han inventado un anillo que sirve para que uno mismo se aplique masajes en los dedos en casa varias veces al día en los puntos adecuados a sus dolencias. Y así de acuerdo con el mapa de puntos cuando a uno le duele la cabeza o está cansado coge el anillo y se masajea en los puntos correspondientes por lo que se puede hablar de una medicina doméstica. Con los anillos me puedo tratar los dedos con un peine distintas áreas de la mano también hay bolitas de masaje con las que te frotarte la mano hay rodillos de masaje. No son tonterías su eficacia está fundamentada en la experiencia la reflexología alemana también propone utilizar pequeños palpadores la punta de un bolígrafo o la caperuza para estimular los puntos de la mano.

Microsistemas orales

La acupuntura oral está basada en un área somatotópico de puntos reflejos en la cavidad oral que están situados en la membrana mucosa y en las zonas adyacentes de la boca. Fueron descubiertos y se establecieron en la década de 1970. En el caso de los trastornos funcionales de los órganos internos los puntos específicos en la mucosa oral se vuelven especialmente sensibles a la presión y debido a su mayor sensibilidad pueden distinguirse claramente de los de su entorno. El tratamiento de estos puntos reflejos puede regular las disfunciones de los órganos relacionados y sus funciones.

Para los escépticos hay que recordar que la boca es el trigémino y el trigémino está directamente conectado con el cerebro y también la profunda relación que existe entre el nervio facial y las emociones. Así que podemos hablar también de un microsistema vinculado a las emociones que es la reflexoterapia de la cara siendo los vietnamitas los que mejor lo han desarrollado. Además de los masajes pueden utilizarse rodillos para tratar la cara de hecho se ha descubierto que su uso para tratar las arrugas proporciona un resultado directo en la mejora del ánimo. La cara está llena de puntos especialmente eficaces precisamente por el disparo de neurotransmisores y ahora que la acupuntura cosmética nos ha regalado unas agujas ultrafinas que nos permiten pinchar en áreas de la cara sin ningún dolor podemos potenciar también los efectos psíquicos de los otros microsistemas

Evidentemente en el interior de la boca no utilizamos agujas. El tratamiento se debe de hacer con láser con colores o aplicando agua de mar o productos homeopáticos en los puntos correspondientes. Teniendo en cuenta la relación de la boca con el trigémino podemos considerarla una subestación directa del cerebro y los dientes una expresión del mismo. En el caso de este microsistema no importa tanto la manera de tratar como la localización de los puntos exactos.

Julio Alonso
Centro de Terapias Naturales ITAKA
www.centroitaka.es